Etiquetas

La facilidad de dar al viento, en internet, las palabras –ofrece un terreno trivial al versificador inexperto. Donde lo peor es la trivialidad, pues la inexperiencia no es objeción que corresponda de modo intrínseco al verso. Por lo demás, afirmo que en cuestión de rapsodas es trivial el narcisismo. El arrobo con que en público uno mismo se contempla en palabras arrebatadas a otros, o escribiendo sin espíritu ni oficio, o en imágenes gastadas. Un modo de sumarse a una multitud sin verdad ni rostro, a un lenguaje sin sabor, o a la turba intercambiable y charlatana.

©

Avisos para poetas / 1

Avisos para poetas / 2

Avisos para poetas / 3

Avisos para poetas / 4

Avisos para poetas / 5

Anuncios