La moda de mujer –según se ve en películas, publicidad, murales años veinte siglo veinte. Con peinado de brillantina y de laca, ajustando el mechón que se riza –pelo negro o azabache- entre la sien y la frente. Otras veces sombrerito de bombín recoleto y apropiado para dama, o tocado caprichoso. Frente clara, limpio el óvalo del rostro. Ojos claros, labios francos que sonríen -elegancia del carmín insinuándose por lo brillante y lo rojo. Falda corta, por encima o por debajo de la región genuflexa. Chaquetilla y blusa entalladas –con encaje de brocado, o con hechuras toreras. Mujeres que se muestran tan burguesas, amas de casa art decó -en papel mundanal y de ciudad de neón. Elegantes. Consabidas.

©

Anuncios